Posteado por: alejandrolodi | 21 abril, 2017

La astrología como emancipación

Alejandro Lodi

(Abril 2017)

“Abre las compuertas, HAL…” (2001, Odisea del Espacio)

La astrología nos emancipa.

Su congregación de símbolos fecunda nuestra sensibilidad. Si se lo permitimos. Es decir, si sostenemos el debido tiempo (nunca el mismo para todos; cada uno habrá de descubrirlo) de investigarla, de meditar sus imágenes, de ser sorprendidos por sus significados.

Los símbolos de la astrología provocan nuestra conciencia. Mejor dicho, actúan sobre nuestro océano de registros inconscientes. La astrología opera sin que nos demos cuenta y estimula lo que desconocíamos que ya sabíamos. Sorprende a la personalidad (que desconoce) y revela al alma (que ya sabe). El impacto de sus símbolos en nuestro inconsciente genera una silenciosa y –finalmente- inexorable alteración de nuestra percepción de la realidad. La evidencia de esa revolución perceptiva estallará en algún momento. Por lo general, de súbito, mientras estamos ocupados en que la astrología nos dé la razón, mientras creemos usarla para confirmar nuestra propia imagen, para justificar nuestras opiniones acerca de todo, para asegurar nuestras construcciones en el mundo. Mientras permite que juguemos con ella, la astrología nos deriva a sus oportunos propósitos. Con paciente amorosidad y con implacable persuasión.

La astrología nos estimula a descubrir una realidad velada a nuestra percepción ordinaria. Nos expone al coraje (¿lo tenemos?) de reconocer que aquello que creíamos verdadero se muestra ahora como mera representación condicionada por modelos del pasado, “usos y costumbres” perceptivas de las que fuimos honestamente inocentes (y ya no).

La astrología nos emancipa de esas pre-configuraciones, de esos pre-formateados, de esa pre-historia. Nos convoca a configurar el mundo, a dar forma a lo que percibimos, a tomar responsabilidad de nuestra historia. Es decir, a vivir según nos consta desde lo que percibimos, no desde lo que recordamos, no desde lo que debemos. Vivir nuestra historia es liberarnos de la historia de otro. Configurar nuestro mundo es representarnos lo que percibimos sin referencias previas (al menos conscientes). Formatear nuestra realidad es asumir el desafío creativo de gestar nuevos hábitos, nuevas rutinas, nuevos cuerpos, nuevas respuestas emocionales, capaces de contener y dar expresión a lo que ha impactado en nuestra conciencia con esa indescifrable convicción de verdad, con esa intransmisible sensualidad de certeza.

La astrología nos emancipa de seguir a otros. De cuestionar lo que percibimos por nosotros mismos para ajustarlo a un modelo de verdad ajeno a nuestra sensibilidad. De reducir lo que sentimos a un relato correcto (con el que obtendremos afecto, reconocimiento y, fundamentalmente, nos evitaremos problemas). La astrología nos emancipa de replegar nuestra percepción a una cosmovisión pre-concebida, conveniente a formas del pasado, funcional a esquemas de pensamiento, a encantos ideológicos, a favores religiosos, a ventajas espirituales. La astrología nos deja libres y responsables. Por eso, aún es fuente de las más conmovedoras e implacables metáforas del ser.

La astrología nos emancipa del envase del yo y nos expone a solas con el contenido del alma.

La astrología nos emancipa de los prejuicios con los que atamos a los demás a nuestras imágenes seguras y narcóticas, de las descalificaciones que emitimos con orgullo para disimular nuestras fragilidades y carencias.

Por todo esto, quizás, la astrología aún es esotérica. Casi contra-cultural. Incita una percepción que no parece de este mundo. Como si fuera extra-terrestre.

 

Anuncios

Responses

  1. Reblogueó esto en Life is magic!.

  2. Muy bueno. Para dejar que decante y haga su obra.

  3. Gracias Lodi como siempre, si, la Astrología nos permite comprenderla al tiempo que nos desplegamos en ella. Es un lenguaje mágico que nos pone en contacto con la Realidad de la Vida. Abrazo de oso amigo mío, namasté

  4. Uauu inspirado, y muy inspirador….abrazo

  5. BARBARO EL MATERIAL!!!!! COMO SIEMPRE “EXCELENTE” ALEJANDRO.ATTE: GLADYS.BENDICIONES.👋💡

  6. hola Alejandro mi nombre es Francisco y hace poco comence a ver tus videos cabria la posibilidad de ver mi carta astral y tener una devolucion al respecto. estoy por cumplir 41 años y de creer q me las sabia todas me encuentro muy perdido

  7. Emotivamente exquisito. Sublime. Gracias, Alejandro.

  8. Que linda nota! Saludos desde acá, tratando de emanciparme de la luna y trascender Saturno!


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: